Tu Tiempo con el Número Uno. 17 Septiembre ðŸ«€no te retractes

Hechos 7:54-55 NTV

Los líderes judíos se enfurecieron por la acusación de Esteban y con rabia le mostraban los puños; [55] pero Esteban, lleno del Espíritu Santo, fijó la mirada en el cielo, y vio la gloria de Dios y vio a Jesús de pie en el lugar de honor, a la derecha de Dios.

Existen tantas formas de retractarnos de lo que hemos prometido hacer que si hacemos memoria de cuantas veces lo hemos hecho, seguramente todos nos hemos retractado alguna vez de algo, por ejemplo de ayudar a alguien con un dinero, o de prestarle a alguien un favor, o nos hemos retractado de salir con alguien, porque ya no nos gustó lo que vimos, ni lo que oímos ni lo que nos dijo, entonces nos retractamos.

Existen también muchas maneras de retractarnos de la fe, y eso sucede cuando no peleamos las batallas espirituales en las que estamos batallando y cedemos ante la tentación, o cedemos ante la provocación o cedemos ante el deseo impetuoso de nuestro ser….entonces negamos a Dios, nos retractamos de la fe, en ese momento cual fe, no importa, hagámosle….y el canto del gallo una vez mas nos recuerda que negamos a Jesús una vez y otra vez y otra vez pues nos hemos retractado de la fe.

Así que cuando venga la prueba, la tentación, y la provocación y con rabia, como lo dice este verso nos muestren los puños; nuestra tarea es llenarnos del Espíritu Santo como Esteban, fijar la mirada en el cielo, y ver la gloria de Dios y a Jesús de pie a nuestro lado…y eso será suficiente para no retractarnos otra vez, para no retractarnos De Dios.

vamos a orar,

Señor, aun en medio de las piedras que siento que caen sobre mi como tentación provocación, tristeza o desolación, yo oro a ti -Señor Jesús – recibe mi espíritu. ¡Señor, no tomes en cuenta mi pecado y lo que los demás están haciendo, ayúdame a no negarte a no retractarme de ti jamás…. en el nombre de Jesús te lo pido, amen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.