Tu Tiempo con el Número Uno. 30 Abril, No se lo Impidan

Mateo 19:14 NVI

Jesús dijo: «Dejen que los niños vengan a mí, y no se lo impidan, porque el reino de los cielos es de quienes son como ellos.»

Una de las experiencias mas maravillosas para nosotros de niños, definitivamente tuvo que ver con las cosas que aprendimos de Jesús, aun en medio de nuestra ignorancia de la palabra De Dios, la presencia de Cristo y todas las cosas que tenían que ver con Dios, se respetaban y siempre nos permitían comprender que teníamos un creador, un Dios, que creo el cielo y la Terra y a quien debíamos de conocer para ser mejores personas..

Con el paso del tiempo la educación religiosa y la enseñanza de la palabra De Dios, cada vez se hace mas difícil y esquiva de enseñar, pues en medio de todas las nuevas tendencias de la modernidad y el desarrollo, parece que los adultos hemos perdido la conciencia de que mas allá de las cosas materiales, los estudios y las comodidades y el salir adelante, esta primero Dios, comprender De Dios y respetar las cosas que tienen que ver con Dios….

Pueden aparecer muchas excusas en el camino, unas diciendo que se han cometido muchos crímenes en el nombre de Jesús, y otras diciendo que no existe, pero ninguna de ellas admite el hecho de que es una relación personal con Dios, la que nos permite separarnos de todo lo malo y de toda la historia que borra a Dios, y mas bien permitir que los niños, y las niñas, puedan conocer quien es Dios, y de esta manera entender que tenemos un ser superior que todo lo ha creado, que todo lo ha perdonado y que todo lo ha dado por nosotros y por la humanidad.

Cuando vemos las cosas que hemos hecho como hombres, no puedo sentir mas que vergüenza por todo lo que hemos hecho como humanidad incluso en el nombre De Dios,, pero Cuando pienso en Dios y leo su palabra, no puedo encontrar mas que bondad, gracia, perdon, arrepentimiento y un perfecto amor.

Se trata de conocerlo para tomar la mejor decisión y de no impedir que los niños, como lo dice su palabra se acerquen y conozcan de su incomparable amor.

Vamos a orar,

Señor perdónanos por impedir que nuestros hijos y los niños y niñas de la humanidad conozcan de ti y puedan acercarse a las verdades de tu palabra…ayudanos a no perder de vista tu amor, tu perdón y tu gracia, para que nuestros hijos y los niños de la humanidad, puedan recibir como herencia, tu palabra y las verdades que solo en ella les pueden traer la verdadera libertad…todo esto te lo pido, en el nombre de Jesús. Amen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.