Tu Tiempo con el Número Uno…Dar…8 Octubre

Si usted es de esas personas que piensa que ha dado mucho y de pronto anda recordando a los demás lo que ha hecho por ellos, quizá se encuentre en una situación penosa que en lugar de honrarlo y llenarlo de alegría por lo hecho, lo llena cada día de insatisfacción y frustración, pues cuando se entrega de esa manera, lo dado resulta en amarga experiencia tanto para quien recibe como para quien da….

»Cuídense de no hacer sus obras de justicia delante de la gente para llamar la atención. Si actúan así, su Padre que está en el cielo no les dará ninguna recompensa. [2] »Por eso, cuando des a los necesitados, no lo anuncies al son de trompeta, como lo hacen los *hipócritas en las sinagogas y en las calles para que la gente les rinda homenaje. Les aseguro que ellos ya han recibido toda su recompensa. [3] Más bien, cuando des a los necesitados, que no se entere tu mano izquierda de lo que hace la derecha, [4] para que tu limosna sea en secreto. Así tu Padre, que ve lo que se hace en secreto, te recompensará. Mateo 6:1-4 NVI

Necesitamos tanto de la gracia de Dios,…. Necesitamos tanto encontrar las verdaderas motivaciones por las cuales prestamos un servicio,…necesitamos tanto encontrar y practicar la verdad que nos enseña el evangelio,…dejar de aparentar, de dar lo que sobra, lo usado, lo que nosotros no queremos tener…..Si….eso necesitamos….desprendernos realmente de todo aquello que nos impide dar con una intención verdadera…..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *