Devocional. Tu Tiempo con el Número Uno…Ilumina mis ojos… 10 Septiembre

Si bien a diario afrontamos pruebas que nos llevan a desesperar, a maldecir, a pensar que no hay sentido en la vida y de pronto odiar un trabajo, un grupo de personas, las actitudes de los demás y a veces la nuestra, debemos tener claro que la biblia dice que en este mundo sufriremos aflicciones, pero por mas que nos acosen todas de una vez como si fuera en desbandada, nada ni nadie nos podrá apartar de Dios y mucho menos pensar que no existe o que no le importamos….. Yo les he dicho estas cosas para que en mí hallen paz. En este mundo afrontarán aflicciones, pero ¡anímense! Yo he vencido al mundo. Juan 16:33 NVI

Todas estas situaciones, cuando suceden, tienen un solo propósito, y es  el que reneguemos de Dios, de su Santo Espíritu, y dudemos de su existencia, pues el enemigo quiere alejarnos cada vez mas de Dios y llevarnos a que pensemos que no existe y lo peor de todo le encanta que digamos cosas terribles de Dios, necedades y palabras irreverentes que lo único que logran es que borremos a Dios de nuestra mente, de nuestro corazón y de nuestras palabras…..Los que están junto al camino son los que oyen, pero luego viene el diablo y les quita la palabra del corazón, no sea que crean y se salven. Lucas 8:12 NVI

Dios rescata a los que sufren, debemos recordar los milagros que El ha hecho, pues El pone en nuestra mesa la mejor comida, aun en medio de la dificultad, de la prueba, del cansancio, de las deudas, de la pobreza, de la enfermedad, aun así, Dios sigue haciendo y no dejará de hacerlo plenamente en nuestra vida, con todo su poder y soberanía, pues no se trata de nuestras fuerzas, de nuestro dinero y de nuestro poder, sino de la soberanía de Dios que hace que tengamos todo lo que tenemos…..Nuestro Dios es un Dios que salva; el Señor Soberano nos libra de la muerte. Salmos 68:20 NVI

No mires la ruina de lo que pasa, sino que mira a Dios, llénate de EL, búscalo a El y podrás entender su gran soberanía llena de amor para ti… Pero si tú vuelves la mirada a Dios, si le pides perdón al Todopoderoso, Job 8:5 NVI

Una respuesta a Devocional. Tu Tiempo con el Número Uno…Ilumina mis ojos… 10 Septiembre

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.