Tu Tiempo con el Número Uno…Igual….15 Diciembre

La biblia relata que Daniel durante el primer año del reinado de Dario, hijo de Jerjes, al ver todo lo que estaba pasando en su país, logró entender que la maldad estaba reinando en medio de su nación, y no solo eso, sino también el pecado seguía haciendo de las suyas en todas las pequeñas ciudades, los pequeños gobiernos, las familias y en general en toda la población, con una actitud arrogante y displicente sobre las cosas de Dios y claramente con una posición de negación profunda de las cosas de Dios en todas las áreas de la vida……si,…..cualquier parecido con nuestra realidad mas de 2000 años después, realmente no es una  coincidencia…..si,…..seguimos igual y quizá, cada día mas alejados de Dios, renegando de su nombre, y considerando que no hay Dios…..»Corría el primer año del reinado de Darío hijo de Jerjes, un medo que llegó a ser rey de los *babilonios, cuando yo, Daniel, logré entender ese pasaje de las Escrituras donde el Señor le comunicó al profeta Jeremías que la desolación de Jerusalén duraría setenta años. Daniel 9:1 NVI

Daniel ahí lo entendió, y su acción inmediata fue inclinarse a orar, suplicar a Dios perdón por lo que estaba sucediendo, ayunar, y buscar refugio, salidas y descanso en su presencia…..Entonces me puse a orar y a dirigir mis súplicas al Señor mi Dios. Además de orar, ayuné y me vestí de luto y me senté sobre cenizas. Daniel 9:3 NVI

Muchos de nosotros vemos como a nuestro alrededor la maldad, la crueldad, la indiferencia, el egoísmo, la ambición, el orgullo, la arrogancia y el propio ego cada vez va tomando mayor lugar que el de Dios, y posiblemente no sabemos que hacer,…la respuesta es acudir como lo hizo Daniel en oración, interceder, volver nuestra 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.